• 1

A partir de 1929, se comenzó a trabajar en la ampliación de la capacidad de almacenamiento de trigo, para lo cual se transformaron los galpones en celdas y se construyeron nuevos silos. En 1935, la capacidad de molienda diaria ya llegaba a las 135 toneladas.

En 1976 aumentó a 180 toneladas y en 1984 a 220 toneladas. Desde su creación, el Molino ha mantenido su crecimiento, alcanzando al día de hoy una capacidad de molienda diaria de 320 toneladas de trigo, lo cual le permite alcanzar las 90.000 toneladas anuales. La capacidad de acopio de 50.000 toneladas, requiere una dinámica gestión de compras para girar dos veces el espacio físico de almacenamiento.

Durante todos estos años, la empresa ha sabido adaptarse y adelantarse a las necesidades de las industrias de la zona, invirtiendo permanentemente en tecnología y recursos para desarrollar productos de alta calidad. Esto, sumado a su extensa trayectoria en el negocio, la ha convertido en una de las principales empresas harineras de nuestro país.

Actualmente, asegura el abastecimiento del mercado interno y se encuentra en pleno proceso de internacionalización de su negocio, exportando a los principales países del Mercosur, Cuba, Venezuela y otros países Extrazona.